Actualités Peugeot

Pikes Peak: ¡Últimos ajustes antes del asalto!

  • 17/06/2013
  • Noticias

Volver

peugeot pikes peak sebastien loeb 208 T16
peugeot pikes peak sebastien loeb 208 T16
peugeot pikes peak sebastien loeb 208 T16
En los entrenamientos de los días 14, 15 y 16 de junio, una semana antes del primer enfrentamiento, Sébastien Loeb por primera vez pudo pisar a fondo y utilizar los 875 caballos del 208 T16 Pikes Peak por el recorrido completo.

Tras esta última fase preparatoria, el campeón francés y la bestia están listos para afrontar la vertiginosa subida de Pikes Peak el domingo 30 de junio.

La fase de aclimatación llega a su fin. Una montaña de 4301 metros de altura como Pikes Peak no se deja conquistar al primer intento. Es imprescindible que tanto pilotos como coches se aprendan progresivamente sus relieves, sus meandros... y sus innumerables dificultades. Las sesiones de entrenamiento que proponen los organizadores aconsejan que los pilotos vayan familiarizándose con cada parte del recorrido una a una, pues cada una tiene sus particularidades: «La parte de abajo es más técnica y con muchas curvas entrelazadas», cuenta Sébastien Loeb. «En la segunda parte hay más bien partes muy rápidas y curvas muy cerradas. Creo que es la parte más difícil. Y los precipicios son... ¡enormes! No hay ningún margen de error. En los últimos kilómetros hay muchos montículos. Aunque hayan reasfaltado la carretera, sigue habiendo muchos peligros. ¡A veces hay que esquivar los montículos a la izquierda y otras a la derecha!».

Tras una primera entrada en materia el fin de semana pasado, esta segunda fase de pruebas ha permitido a Peugeot Sport confirmar que va por el buen camino en la puesta a punto del 208 T16 Pikes Peak: «Ya estamos muy bien preparados: conozco el recorrido de memoria y los reglajes del coche son muy satisfactorios. No era necesario hacer mucho, así que rodamos menos que la semana pasada. ¡De verdad siento que estamos listos y estoy impaciente por que empiece la verdadera semana de competición!», añade Sébastien.

El viernes, el equipo Peugeot Sport y otros participantes realizaron dos subidas completas. ¡Por fin se midieron en estos casi 20 kilómetros! «Al realizar una subida entera he podido confirmar que la primera parte es bastante física», cuenta Sébastien. «Para estas dos subidas he llevado una botella de oxígeno que seguramente utilizaré en la carrera. No deja de ser un coche físico y prefiero afrontar los últimos kilómetros pudiendo respirar con normalidad».

A la espera del 30 de junio, día de la carrera, la semana oficial de la competición empezará el 24 de junio. Mientras los comisarios técnicos descubren las entrañas del 208 T16 Pikes Peak, Sébastien Loeb deberá cumplir con una pequeña formalidad: el briefing de los rookies, obligatorio para todos los debutantes... ¡Aunque sean nueve veces campeones del mundo!

#208T16 #PeugeotPikesPeak

GO WITHEMOTION

Descubre el universo Peugeot con los cinco sentidos

  • Todos los contenidos para escuchar
  • Todos los contenidos para probar
  • Todos los contenidos para explorar
  • Todos los contenidos para ver